Cuidarse (siempre) está de moda

La idea de cuidarse los meses pre-verano está bien, pero no es la mejor idea. Un estado óptimo de salud física y emocional es básico para potenciar nuestra imagen y requiere algo más que un sprint de última hora.

FOTO 1

A estas alturas, aún hay personas que piensan que cuidar la imagen personal es algo superficial, puntual, instantáneo. Una buen maquillaje y listo. Pero este planteamiento está empezando a sustituirse por otro.  No hay más que mirar a nuestro alrededor y comprobar que las tiendas eco crecen como champiñones, que las clases de yoga forman parte del programa de cualquier gimnasio y que, en todas las ciudades, hay cada vez más nuevos runners y menos personas que no hayan probado alguna vez la leche de soja.

Es el reflejo visible de una nueva forma de cuidarse. Las dietas milagro están pasando a la historia. Cada vez más, cuidarse se está convirtiendo en un hábito. Y, como todos los hábitos, consiste en ser practicado todos los días del año, de invierno a verano y viceversa.

Existen un montón de formas de cuidarse. Pequeñas rutinas fáciles con las que cuidado y vida acaban por convertirse en una misma cosa.

Dicho de otra manera. Olvídate de cambiar tu día a día de forma radical y apuesta por los pequeños cambios. Harán que tu bienestar sea más grande y prolongado a lo largo de todo el año.

FOTO 2

1. Sueña con los angelitos, al menos durante 8 horas cada día. El sueño favorece nuestra creatividad (¿nunca se te ha ocurrido una idea genial mientras te duchabas por la mañana?), mejora nuestra capacidad de aprendizaje, reduce los problemas de hipertensión y ayuda a la regeneración de los tejidos. En el caso de la piel, limpiar el rostro y tonificarlo antes de dormir es el primer paso para lucir un cutis perfecto al día siguiente.

2. Belleza natural. El contacto directo con la naturaleza es necesario para compensar las horas que pasamos en la ciudad, en la oficina o en el coche aguantando los atascos. Además, la naturaleza es fuente de vida, por eso una dieta basada en alimentos frescos aporta los nutrientes esenciales que nuestra piel, nuestros órganos y nuestro cerebro necesitan para un funcionar mejor durante más tiempo. Si quieres vivir más años lleno de vitalidad, cambiar los refrescos por el agua, los dulces por las frutas y el aire acondicionado por la brisa marina, pueden ser unos buenos principios. ¿Sabías que el sol es una fuente natural de vitamina D y una gran ayuda para fortalecer tus huesos? Pues ya lo sabes.

3. El movimiento es vida. Hace poco escuché hablar sobre un método cuya popularidad se ha extendido últimamente en las redes sociales. Consiste en una serie de 12 ejercicios concretos de alta intensidad, con una duración total de 7 minutos. Es decir, un tiempo mínimo para ponerse en forma, eso sí, siempre bajo la supervisión de un preparador profesional.

FOTO 3

Tanta eficiencia resulta tentadora (¿conseguir un tipazo a cambio de 7 minutos de ejercicio?), pero también es verdad que cualquier ejercicio ha de adaptarse a nuestra condición física y a nuestras preferencias. Si disfrutamos haciéndolo, aguantaremos 7 minutos y lo que nos echen. Porque una de las claves del ejercicio, es ser constante. Por eso, si no te gusta machacarte en el gimnasio, puedes un millón de opciones más:  el yoga, el zumba, el indie hop, el aqua gym o salir a correr (y comentar la jugada) con las amigas. Puedes hacer lo que quieras, pero ¡muévete!  Cada vez que hacemos ejercicio, nuestro cuerpo genera endorfinas, lo que significa menos tensión y más alegría.

4. Presume de buen rollo. La belleza también es una cuestión de actitud. Sentirse guapa/o es el primer paso para estarlo. Por eso, todos los días, justo después de aplicarte el anti-ojeras, aplícate en anti-negatividad y no dejes que las preocupaciones o los miedos se apoderen ni siquiera de un milímetro de tu sonrisa.

 

Deja tu comentario

  Acepto la política de privacidad

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Andrea Vilallonga
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: info@andreavilallonga.com.
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies